INICIO

Juana Díaz

En memoria del tiempo perdido

Mi trabajo se plantea desde el lenguaje tridimensional en creaciones de situaciones y objetos que intentan dar diagnostico de nuestra percepción y relación con la realidad.


Todos los objetos son formas de sensaciones plásticas que funcionan como extensión corporal de los individuos. Cada artículo que nos rodea es un puente entre las personas y el mundo, y fundan nuestra relación con él, nuestra forma de percibirlo y recrearlo.


El diseño se ha encargado de por su parte de que estas extensiones plásticas funcionen, en tanto el arte en la modernidad ha puesto en marcha la desfuncionalización de éstos, ¿por qué?, ¿Se trata de qué los artistas tienen hambre, duermen mal o solamente tensión premenstrual? ¿Se trata acaso de que no entienden la complejidad del mundo o las dificultades prácticas de implementar un cambio radical? ¿Será que todo lo que hemos inventado, creado y diseñado ha ido perdiendo sustento dentro de una sociedad de constantes colapsos? ¿O acaso es síntoma que la realidad no está suficientemente llena o que no es lo que parece ser?